Tengo la prolactina alta: ¿Qué debo hacer?

Por 8 octubre, 2021 octubre 27th, 2021 Salud

Tengo-la-prolactina-alta---qué-debo-hacer--1

Cuando en una analítica se observan niveles de prolactina alta se entiende, en principio, que la hipófisis o glándula pituitaria no está regulando esta hormona de la forma adecuada.

Esto se ve reflejado en la aparición de diversos síntomas patológicos que pueden incluir desde leves malestares a serias alteraciones del sistema hormonal.

¿Qué es la prolactina y por qué medir sus niveles?

La prolactina, también conocida como PRL, es una hormona que tiene como funciones principales en el organismo femenino controlar la secreción de leche de las mamas y modular el ciclo menstrual.

En el hombre también está presente, aunque en menor cantidad y aún no está bien definida su función. Lo que sí se sabe es que está relacionada con la fertilidad y con el apetito sexual.

Si tenemos en cuenta que en ambos géneros viene a controlar aspectos relacionados con la reproducción, nos encontramos ante una hormona conocida como «parental».

Por ello es necesario, ante los diferentes síntomas, vigilar sus niveles tanto por la salud en general como con vistas a la fecundidad.

Causas y síntomas de la hiperprolactinemia

Cuando una persona tiene la prolactina alta sus causas pueden ser variadas, pero principalmente se achaca a tumores benignos alojados en la hipófisis, conocidos como prolactinomas.

En el caso de la prolactina alta en mujeres encontramos, además, otros motivos como el embarazo, ovarios poliquísticos o la toma de determinados medicamentos.

Cuando se encuentran niveles de prolactina alta en hombres tiene, por lógica, otros orígenes, como pueden ser la falta de vitamina B6, el exceso de ejercicio o las dolencias hepáticas.

Sea cual sea la causa de la hiperprolactinemia, ante la sospecha de tener la prolactina alta, los síntomas que se barajan para proceder a pruebas determinantes son:

  • Dolores de cabeza asociados a repentinas dificultades visuales.
  • Descenso de la libido, o apetencia sexual, e infertilidad.
  • Galactorrea en ambos géneros, sin que medie en las mujeres un estado de gestación y, en el caso de los hombres, acompañada de un aumento del volumen mamario.
  • Alteraciones de otras hormonas que provocan, entre otras cosas, descompensaciones en la constitución de la grasa corporal.

La prolactina alta presenta síntomas de cansancio y es importante informar de estos al médico, ya que son muy habituales en otras enfermedades y deben descartarse.

¿Qué debes hacer si tienes la prolactina alta?

Si el endocrino determina que los niveles que tienes de prolactina son altos. Mientras se conoce si su origen es tumoral y propone el tratamiento adecuado. Hay una serie de pautas que puedes seguir para rebajarlos:

Abandonar por completo el consumo de alimentos prohibidos con la prolactina alta, como son las semillas de sésamo y lino y sus aceites; la avena, la cebada y la quinoa junto con todos sus derivados. En general todos aquellos que contengan betaglucano.

Hay estudios en los que podemos leer que la prolactina alta engorda, pero para que esta situación se dé, debe ir combinada con el mal funcionamiento de otros procesos. Por ejemplo, los relacionados con la glándula tiroides, la segregación de insulina o con neurotransmisores como la dopamina.

 

Tener la prolactina alta es una disfunción hormonal que, sin llegar a ser grave de por sí, no hay que dejar de tener controlada. Ya que, además de los síntomas que provoca, puede comprometer la salud en general o encubrir una dolencia de mayor envergadura.

Deja una respuesta